Continental Tagline
Sugerencias
Fiscal Year

Continental alcanza las metas anuales ajustadas en 2019 y apuesta por el ecosistema saludable de la movilidad

  • Ligero aumento de la cifra de negocios con 44.500 millones de euros (2018: 44.400 millones de euros)
  • Crecimiento del mercado: aproximadamente -6 % / crecimiento orgánico de la cifra de negocios: -2,6 %
  • Resultado operativo normalizado: 3.200 millones de euros (2018: 4.100 millones de euros) / margen EBIT normalizado: 7,4 % (2018: 9,3 %)
  • Resultado operativo (-268 millones de euros) y resultado neto (-1.200 millones de euros) negativo debido a las amortizaciones no monetarias previamente comunicadas
  • Flujo libre de caja antes de adquisiciones y efectos de la escisión: 1.300 millones de euros (2018: 1.900 millones de euros)
  • Propuesta de dividendos: 4,00 euros por acción (2018: 4,75 euros)
  • Perspectiva del mercado en 2020: se prevé que la producción mundial de automóviles disminuya por tercer año consecutivo (-2 hasta -5 por ciento)
  • Evaluación de medidas adicionales para mejora de la competitividad debido al deterioro del entorno / primeros resultados previstos en mayo de 2020
  • Pronóstico para el ejercicio económico 2020: cifra de negocio del grupo de aproximadamente entre 42.500 y 44.500 millones de euros / margen EBIT normalizado de entre 5,5 y 6,5 %

Hannover, 5 de marzo de 2020. En un entorno de mercado en fuerte declive, Continental ha alcanzado sus objetivos ajustados para el ejercicio económico 2019. Así lo ha comunicado la empresa de tecnología el jueves durante su conferencia de prensa anual en Hannover. De acuerdo con cifras preliminares, la cifra de negocio durante el ejercicio económico concluido de la empresa incluida en el índice bursátil DAX se sitúo en 44.500 millones de euros (2018: 44.4 millones de euros) y el margen EBIT normalizado en 7.4 % (2018: 9,3 %). Esto equivale a un resultado operativo normalizado de 3.200 millones de euros (2018: 4.100 millones de euros). Mientras que la producción de automóviles en 2019 cedió aproximadamente 6 % a nivel mundial conforme a las últimas estimaciones, el desarrollo orgánico de la cifra de negocio de Continental durante el mismo período se situó en torno al -2,6 %. De este modo, la empresa se desarrolló mejor que sus mercados.
Al mismo tiempo (como se informó a fines de octubre de 2019), en especial las expectativas reducidas de mercado requirieron amortizaciones no monetarias de 2.500 millones de euros. La valoración prescrita por estándares contables del mantenimiento del valor del fondo de comercio contabilizado condujo a un resultado operativo comunicado de -268 millones de euros (2018: 4.000 millones de euros) y un resultado neto de -1.200 millones de euros (2018: 2.900 millones de euros).
A pesar de las circunstancias desfavorables y de las elevadas inversiones, Continental alcanzó en el ejercicio económico concluido un flujo de capital razonable antes de la actividad de financiación. De este modo, el flujo libre de caja antes de las adquisiciones y los efectos de la independencia legal de la división Powertrain fue de 1.300 millones de euros.
Sobre esta base y a la vista de la fuerte y sana estructura de balance de Continental, el Comité Directivo presenta una propuesta de dividendos para el ejercicio económico 2019 de 4,00 euros (2018: 4,75 euros) por acción. 
En referencia al ejercicio económico concluido, el presidente de la junta directiva de Continental, Dr. Elmar Degenhart, afirmó lo siguiente: "Incluso en tiempos desafiantes, Continental continúa desarrollándose mejor que sus mercados". Y añadió: "El año pasado ha dejado claras huellas de frenado en toda la industria automotriz. Aunque en términos operativos hemos logrado un desempeño general considerable, el resultado para 2019 no es satisfactorio, especialmente en el sector Automotive.“ Al mismo tiempo hizo referencia a la propuesta de dividendos solo ligeramente inferior en comparación con el ejercicio anterior que la empresa presenta a sus accionarios en una situación general desafiante.

Perspectiva del mercado en 2020: la producción mundial de automóviles disminuye por tercer año consecutivo

Para 2020, Continental no cuenta con ninguna recuperación del entorno económico. De este modo, la empresa cuenta en 2020 por tercera vez consecutiva con un retroceso en la producción mundial de turismos y vehículos comerciales ligeros. El margen esperado del retroceso se encuentra probablemente entre 2 y 5 % en comparación con el ejercicio anterior. En estas estimaciones se tienen en cuenta los efectos del coronavirus en el volumen de producción que pueden determinarse hasta la fecha. En este momento, Continental prevé un retroceso mundial de la producción durante los tres primeros meses del ejercicio económico actual de más de 10 % en comparación con el mismo periodo del ejercicio anterior. En China, el retroceso durante este período es probablemente de al menos 30 %. La perspectiva del mercado no incluye ningún efecto adverso agregado y posiblemente continuo tanto en la producción y en la cadena de suministros como en la demanda a causa de una propagación continua sostenida del coronavirus. En la actualidad, estos efectos adversos no se pueden estimar.
„En 2020, el entorno económico continuará siendo desafiante“, explicó el director financiero de Continental, Wolfgang Schäfer, para luego añadir: "Además de los retrocesos en la producción, se suman turbulencias a partir de la epidemia de coronavirus, los conflictos comerciales aún no resueltos, el drástico endurecimiento de las normativas sobre emisiones de escape en Europa y el vertiginoso avance de la digitalización de procesos comerciales y productos de la industria automotriz interconectada a nivel mundial".

Pronóstico comercial para 2020: desarrollo descendiente de la cifra de negocio en mercados descendentes

Tal como se esperaba, el ejercicio económico 2020 se inició con un dinamismo limitado debido a la continua incertidumbre de los mercados. Sobre la base de las hipótesis en cuanto al desarrollo de sus mercados e industrias, Continental prevé para el año 2020 una cifra de negocio del grupo de aproximadamente 42.500 a 44.500 millones de euros y un margen EBIT normalizado de aprox. 5,5 hasta 6,5 %. De este modo, la cifra de negocio de la nueva área de negocio Automotive Technologies y de la anterior Division Powertrain en conjunto deberá alcanzar aproximadamente desde 25.500 hasta 26,500 millones de euro y el margen EBIT normalizado un 3 o 4 %. La cifra del área de negocio Rubber Technologies deberá alcanzar aproximadamente desde 17.000 hasta 18.000 millones de euros y el margen EBIT normalizado un 10 u 11 %.

Programa estructural "Transformation 2019 – 2029": evaluación de medidas adicionales

El programa estructural "Transformation 2019 – 2029" es la respuesta de Continental ante los retrocesos mundiales en la industria automotriz, la transformación tecnológica disruptiva en el área de transmisión y la digitalización cada vez más vertiginosa de productos y procesos comerciales. „El año 2020 será un año de transición para nuestra transformación estructural. Nuestro programa estructural y nuestra nueva estructura organizativa darán lugar en el mediano plazo a avances notables", afirmó Degenhart con confianza.
Al mismo tiempo se refirió al empeoramiento del entorno económico mundial desde el anuncio del programa estructural en septiembre de 2019. Mientras tanto, el retroceso absoluto en la producción de turismos y vehículos comerciales livianos alcanzó las dimensiones de los años de crisis 2008/09. En la actualidad también contribuyen a ello la propagación del coronavirus y la consiguiente reducción de la producción en China.
"La incertidumbre en las industrias relevantes para nosotros aumenta día a día. La ansiada recuperación de la economía continuará retrasándose", declaró el presidente, para luego añadir: „Por consiguiente estamos evaluando ahora cómo, además de con nuestro programa estructural ya en vigencia, podemos sumar medidas adicionales para reaccionar de manera efectiva y a mediano plazo ante una situación general de debilitamiento y sus consecuencias. Para ello perseguimos ante todo dos objetivos principales que son fundamentales para nuestro éxito: un aumento constante de la productividad y nuestra competitividad duradera". Conforme a la situación actual, la empresa cuenta en mayo de 2020 con los primeros resultados de este proceso y los comunicará en su debido momento. 
Al anunciar su programa estructural a fin de septiembre de 2019, Continental ya se había referido a la posibilidad de realizar nuevos ajustes y no había descartado proyectos adicionales en caso de que el efecto de las medidas definidas en ese momento no alcanzara para obtener los resultados previstos.

Degenhart: "Continental se preparó en tiempo y forma para soportar estas inclemencias"

Degenhart se mostró confiado en vista de los desafíos que enfrenta la industria automotriz mundial a mediano y largo plazo: "Continental y sus industrias atraviesan actualmente una profunda transformación  que influye en todos los aspectos de nuestra sociedad: productos, procesos, modelos comerciales y estructuras. Aunque nos enfrentamos a grandes desafíos, veo ante todo enormes posibilidades para Continental". Continental se posicionó bien y en tiempo y forma en cuanto a tecnología y balance. "Decididamente, hoy estamos mucho mejor protegidos ante las inclemencias que antes de la última recesión en la industria automotriz. Tenemos un plan claro para que nuestro futuro sea próspero", afirmó Degenhart. 

Firme enfoque en ámbitos de crecimiento rentables

Una parte fundamental de este plan consiste en el fortalecimiento de las áreas de crecimiento rentables y en concentrarse por completo en ellas. Estas incluyen la conducción asistida, automatizada e interconectada, la realización de nuevas arquitecturas de vehículos la interconexión de coches mediante nuevas computadoras de alto rendimiento, el negocio con software y datos sobre la base de productos inteligentes de plástico, caucho o electrónica y el negocio con clientes industriales y finales. En cuanto a la utilización de capital, la prioridad se centra claramente en el crecimiento rentable acompañado de un mayor fortalecimiento de la cultura empresarial. Algunos de sus elementos clave son los valores empresariales de Continental, una responsabilidad de toma de decisiones cada vez más descentralizada y la cualificación de los empleados orientada al futuro. "Los proveedores como Continental contribuyen de manera significativa a un ecosistema de movilidad saludable que protege por partes iguales el clima ecológico, económico y social", explicó Degenhart.

Continental continúa invirtiendo a alto nivel en la movilidad del futuro.

Durante el ejercicio económico concluido, Continental siguió realizando inversiones a alto nivel. „Invertimos miles de millones en la movilidad del mañana. En estos tiempos desafiantes, solo unas pocas empresas en el mundo son capaces de ello. Al mismo tiempo hemos aumentado notablemente nuestra disciplina de costos en todas las áreas", declara el director financiero Wolfgang Schäfer. 
Tan solo durante el ejercicio económico concluido 2019, Continental invirtió aproximadamente 6.700 millones de euros (2018: 6.300 millones de euros) tanto en investigación y desarrollo como en activos fijos y software.

Continental goza de una sólida situación financiera

Al 31 de diciembre de 2019, Continental disponía de una reserva de liquidez equivalente a aproximadamente 8.000 millones de euros (2018: 6.300 millones de euros), de los cuáles 3.300 millones de euros (2018: 2.800 millones de euros) corresponden a activos líquidos y a líneas de crédito comprometidas no utilizadas por un volumen de 4.700 millones de euros (2018: 3.500 millones de euros). "Continental goza de una sólida financiación. De este modo estamos bien preparados para los próximos años", afirmó Schäfer, para luego añadir: "En 2019 logramos muy buenas condiciones para las cuatro emisiones de bonos y nuestra línea de crédito rotativo. Las mejoras son el resultado y por lo tanto una evidencia más de nuestra sólida estructura de balance". Su nueva línea de crédito rotativo ha permitido que Continental sea una de las primeras empresas del sector en aplicar criterios que recompensan las prácticas comerciales sostenibles.

La cantidad de expertos en software y TI crecerá 10 % hasta fines de 2022

La movilidad del futuro gira principalmente en torno a la electrónica, el software y los sensores. Hoy en día, el área Automotive de Continental ya obtiene de este modo el 70 % de su cifra de negocio. Y pronto será el 80 %. A través de nuevas funciones, la importancia del software en los vehículos se multiplicará por diez en los próximos diez años. "Continental quiere aprovechar el boom del software", afirma Degenhart. En Continental, más de 51.000 ingenieros que incluyen a más de 20.000 expertos en software e IT se dedican a las nuevas tendencias y tecnologías. Continental planea aumentar su número a 22.000 hasta fines de 2022. Tan solo el área de inteligencia artificial (IA) trabajan hoy en día más de 900 empleados. Hasta el año 2022 está previsto que 1.900 empleados de Continental posean conocimientos en el área de la IA. Para impulsar a toda hora sus proyectos de software, Continental cuenta con centros de competencia en software distribuidos a nivel mundial en Asia, Europa y EE. UU. Al finalizar el año, el equipo mundial de Continental contaba con más de 241.000 empleados (2018: más de 243.000) en 59 países y mercados.

Continental integra dispositivos de control en computadoras de alto rendimiento con nuevas funciones

En el futuro, hasta 100 dispositivos de control en el coche de hoy se reducirán a unos diez. Continental integra en estas computadoras de alto rendimiento paquetes de funciones versátiles basados tanto en software y algoritmos propios como en aplicaciones de socios de software. "Son muy pocos los proveedores de sistemas que pueden concentrar y coordinar entre sí las enormes cantidades de software necesarias para el coche del futuro. Continental es uno de ellos y ya ha recibido varios pedidos importantes de fabricantes a gran volumen de todo el mundo", explicó Degenhart.

Continental ya suministra en serie computadoras de alto rendimiento

Continental ya suministra hoy en día las High Performance Computer para vehículos nuevos que se producen en serie en grandes cantidades. Las computadoras de alto rendimiento de Continental hacen posible un alto nivel de interconexión del vehículo. Esto incluye la posibilidad de instalar tanto nuevas funciones como actualizaciones de seguridad que se transmiten de modo inalámbrico. Además son lo suficientemente potentes como para permitir aplicaciones completamente nuevas en el coche. "Más se convierte significativamente en menos. Nuestras nuevas computadoras de a bordo reducen la complejidad y permiten acceder a nuevas dimensiones de confort de conducción, especialmente en el caso de vehículos eléctricos. Con nuestros sistemas, el vehículo forma parte activa de Internet. De este modo realizamos una labor pionera y estamos a la vanguardia en cuanto a la competencia en software en el coche interconectado", declara Degenhart.
Los expertos de Continental cuentan con que para el año 2030, los modelos dispondrán de una potencia de cálculo cincuenta veces mayor que la actual. Esta potencia de cálculo es necesaria, ya que permite la actualización permanente del software en el coche. De este modo, las funciones complejas pueden adecuarse a cambios en los deseos de los clientes y a un aumento de las exigencias.

En el coche del futuro: pantallas, cámaras y superficies inteligentes

La potencia de las computadoras de a bordo permite asimismo introducir conceptos de manejo completamente nuevos en el interior del vehículo. En el futuro, tanto las pantallas y las cámaras como las superficies inteligentes y versátiles se combinarán sin problemas con la retroalimentación háptica activa. Así, los vehículos estarán equipados con grandes superficies de vidrio curvas compuestas por varias pantallas y pantallas táctiles que se extenderán a lo largo de todo el vehículo. Se complementarán con elementos de mando interactivos que estarán integrados en la superficie. Estos elementos son invisibles hasta que se los necesita.
Con ayuda de la electrónica impresa, Continental podrá implementar conceptos de manejo completamente nuevos en el coche del futuro. La electrónica impresa permite una integración muy sutil de sensores, LEDs y otros componentes electrónicos en las más diversas superficies y materiales. Con ayuda de esta tecnología que está desarrollando Continental también se pueden realizar muchas otras aplicaciones incluso en otras industrias. Por ejemplo, los fabricantes de marcas podrían utilizar en el futuro envases inteligentes con tecnología de Continental para que sus productos de alta calidad puedan distinguirse de manera sustentable de copias de calidad inferior. La interconexión con el teléfono inteligente permite que el consumidor realice una prueba de autentificación digital.

Cartera de pedidos constantemente elevada en el área de sistemas de asistencia a la conducción

La clave de la conducción asistida y automatizada del futuro reside en la potencia de los sensores, el software y la electrónica de Continental. Con una cifra de negocio de 2.000 millones de euros en el año 2019, la empresa asume una posición de liderazgo en el área de la conducción asistida y automatizada. En el futuro, Continental continuará creciendo sólidamente con estas tecnologías de seguridad, que son los pasos previos a la conducción autónoma. Tan solo el año pasado, la cartera de pedidos ascendió en este área a aproximadamente 4.000 millones de euros. Con su amplio perfil de productos y competencias, Continental es uno de los pocos proveedores que hoy en día es técnicamente capaz de posibilitar una conducción altamente automatizada en autopista. Como proveedor de sistemas, Continental puede proporcionar todos los componentes de una sola fuente.

Continental reinventa la llanta con ayuda del software

En el año 2019, Continental produjo a nivel mundial más de 142 millones de llantas para turismos y camiones. De este modo, Continental es ahora uno de los 3 principales fabricantes a nivel mundial de llantas para turismos. En el futuro serán cada vez más inteligentes, ya que las llantas de Continental podrán informar al conductor de manera confiable no solo acerca de su temperatura y su presión de llenado sino también acerca de la profundidad de su perfil. Así se podrán detectar y comunicar los daños a tiempo, con lo que se aumentará el rendimiento y se minimizarán los tiempos de inactividad. Por otra parte, las llantas y los rines del denominado estudio Conti-C.A.R.E. ajustan automáticamente la presión de relleno de los neumáticos. El resultado: más confort, más seguridad, mayor rendimiento, menos tiempo de inactividad y menor consumo de energía. Esta combinación inteligente de caucho, sensores y software permite que Continental acceda a nuevos modelos de negocio de fuerte crecimiento, en particular en lo que respecta a los operadores de flotas de vehículos y sistemas de movilidad compartida.

© Continental AG

El Automotive Group existente hasta fines de 2019 con las divisiones Chassis & Safety, Interior y Powertrain no pudo evitar por completo el entorno en fuerte declive de la industria automotriz durante el ejercicio económico 2019. Mientras que la producción automotriz a nivel mundial retrocedió aproximadamente un 6 %, la cifra de negocio comunicada descendió durante el mismo período un 1,2 % a 26,500 millones de euros (2018: 26.900 millones de euros).

La cifra de negocio orgánica disminuyó un 3,3 %. El resultado operativo comunicado fue de -2.100 millones de euros (2018: 1.900 millones de euros) con un margen de -7,9 % (2018: 7,0 %). Esto se debe ante todo a las expectativas reducidas de mercado ya comunicadas a fines de octubre de 2019, que requirieron amortizaciones no monetarias de 2.500 millones de euros. Normalizado en amortizaciones, efectos de consolidación y efectos únicos, el resultado operativo normalizado fue de 4,4 % (2018: 7,0 %).

El hasta fin de 2019 denominado Rubber Group con las divisiones de llantas y ContiTech alcanzó el año pasado una cifra de negocio de 18.000 millones de euros, lo que representa un aumento en la cifra de negocio de 2,3 con respecto al mismo periodo del año anterior. El crecimiento orgánico fue de -1,5 %. El margen EBIT normalizado de 12,4 % (2018: 13,6 %) equivale a un resultado operativo normalizado de 2.200 millones de euros (2018: 2.400 millones de euros). En especial el sector de llantas fue capaz de mantenerse con un crecimiento orgánico de -0,2 % en un entorno en retroceso.

Contacto

Henry Schniewind

Henry Schniewind Portavoz de prensa Economía y Finanzas Continental AG Teléfono: +49 511 938-1278 Teléfono celular: +49 (0) 151 688 64 262 Correo electrónico: